Iceberg que duplica el tamaño de Bogotá se separó de la Antártida

Es el más grande del mundo, equivale a casi la mitad de Puerto Rico y mide 2,4 veces la capital del país. Se separó de la banquisa de Ronne en la Antártida, así lo revelaron las imágenes de un satélite del programa europeo Copernicus, dirigido por la Agencia Espacial Europea.

A-76, así fue bautizado, mide unos 170 km de largo por 25 km de ancho con una superficie total de 4.320 km2. Según un comunicado de la agencia, el iceberg quedó a la deriva en el mar de Weddell.

Fue observado inicialmente por el British Antarctic Survey (BAS), un organismo de investigación británico para las zonas polares que tiene una base cerca. Las imágenes del inmenso bloque de hielo fueron tomadas por el satélite Sentinel-1, en el marco del programa europeo de observación de la tierra Copernicus.

El Centro Nacional de Hielo de Estados Unidos aseguró que el iceberg A-76 empezó a separarse el 13 de mayo de la banquisa de Ronne.

Antecedentes

Antes de A-76, el iceberg más grande del mundo era el A-23A, de una superficie de 3.380 km2, este también quedó a la deriva en el mar de Weddell.

La estación polar británica situada en la banquisa de Brunt, también en el mar de Weddell, fue testigo en febrero pasado de la ruptura de un iceberg de 1.270 km2.

En noviembre de 2020, otro iceberg gigante, que había sido el más grande del mundo cuando se despegó en 2017, llegó a acercarse peligrosamente de una isla recóndita del Atlántico Sur, amenazando las colonias de pingüinos y focas.

Este iceberg A68 se despegó de una gigantesca plataforma de hielo, llamada Larsen C, privándola del 12% de su superficie y volviéndola por lo tanto más inestable. Otras partes de esta barrera situada en la punta de la península antártica se desintegraron en 1995 y en 2002.

Puede leer: Perdió hasta el 30 por ciento de su valor: así fue la aparatosa caída del bitcóin

El planeta se calentó más de 1 ºC desde la era preindustrial debido a las emisiones de gases de efecto invernadero provocadas por las actividades humanas. Pero la Antártida se calentó a una velocidad dos veces superior.

La formación de icebergs es un proceso natural que el calentamiento del aire y de los océanos acelera, según los científicos.

Los icebergs son tradicionalmente bautizados con una letra que corresponde a la zona de la Antártida donde fueron detectados por primera vez, seguida de un número.

Con información de AFP

1 Comentarios