Regular Facebook, ¿una misión imposible?

Nuevamente los senadores estadounidenses prometieron frenar el poder de Facebook, impulsados esta vez por revelaciones condenatorias de una exempleada. Los hallazgos son respaldados por la propia investigación de la compañía.

Los esfuerzos para regular mejor las plataformas del gigante tecnológico, que tiene miles de millones de usuarios, hasta ahora han sido lentos e ineficaces.

Puede leer: El lunes negro de Facebook

Poco progreso en el Congreso

Para los funcionarios propensos a la regulación tecnológica, los dos principales desafíos son reducir el poder económico de Facebook y vigilar su política de moderación.

A finales de junio, una comisión parlamentaria aprobó seis proyectos de ley que allanan el camino para el posible desmantelamiento de Google, Facebook, Apple y Amazon. Estas nuevas leyes les prohibirían adquirir competidores.

También impondrían la “portabilidad” de los datos, facilitando que los usuarios de Facebook abandonen la plataforma con sus contactos e información personal.

Sin embargo, aún no se ha fijado una fecha para la votación y no se garantiza la compatibilidad con la ley de competencia vigente. “Sin cambios en las leyes fundamentales, creemos que este impulso antimonopolio choca contra una pared de ladrillos“, dijo el analista independiente Dan Ives.

Senadores estadounidenses prometieron este martes nuevamente frenar el poder de Facebook. Foto: AFP
Los senadores estadounidenses prometieron este martes nuevamente frenar el poder de Facebook. Foto: AFP

Además, los funcionarios están divididos, especialmente en temas de libertad de expresión en las redes. Muchos quieren reformar la “Sección 230“. Esta ley, de 1996, protege a los servidores de Internet de demandas relacionadas con el contenido publicado por terceros, una piedra angular de las redes sociales.

Parece casi imposible encontrar un terreno común entre los demócratas que favorecen reglas más estrictas contra la desinformación y los republicanos que citan preocupaciones sobre la censura. Estados controlados por los republicanos, como Florida y Texas, están tratando de aprobar leyes para evitar que las redes suspendan contenido político o candidatos.

El director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, se ha declarado repetidamente a favor de enmendar la Sección 230. Sin embargo, las autoridades estadounidenses obtuvieron una pequeña victoria recientemente gracias a las revelaciones de la exempleada de Facebook Frances Haugen. Hasta el punto que Instagram ha suspendido temporalmente el desarrollo de una versión para menores de 13 años.

Conflicto en la demanda antimonopolio

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha dado un nuevo impulso a las investigaciones y los enjuiciamientos contra Silicon Valley. Sin embargo, nadie espera un juicio o una condena rápida.

Los reguladores estadounidenses de la Comisión Federal de Comercio (FTC), así como una alianza de estados, han presentado demandas acusando a Facebook de ser un monopolio de redes sociales que debe ser destruido.

Las demandas argumentaron que el titán de la tecnología no solo domina las redes sociales. También señalan que Facebook “compra o entierra” empresas emergentes que considera amenazas crecientes, en referencia a Instagram y WhatsApp, adquiridas en 2012 y 2014 respectivamente.

Una demanda presentada a fines del año pasado por fiscales generales estatales de Estados Unidos se refirió al respecto. Allí se denuncia que “durante casi una década, Facebook ha tenido el poder de monopolio en el mercado de las redes sociales personales en Estados Unidos“. Y agrega que “Facebook mantiene ilegalmente ese poder de monopolio mediante el despliegue de una estrategia de comprar o enterrar que frustra la competencia“.

Demandas contra Facebook, Whatsapp e Instagram
Estados Unidos busca allanar el camino para el posible desmantelamiento de Google, Facebook, Apple y Amazon. Quiere prohibir que adquieran competidores. Foto: AFP

Sin embargo, esas demandas fracasaron desde el principio cuando un juez federal decidió que carecían de datos. También señaló que no dejaban claro exactamente qué mercado, según ellos, Facebook está dominando injustamente.

Facebook instó el lunes a un juez federal a descartar una versión enmendada de la demanda de la FTC. Argumenta que es débil y que la votante decisiva, la presidenta de la FTC, Lina Khan, debería haberse recusado por sus prejuicios contra la compañía.

El gigante de las redes también asegura que Khan, conocida por su hostilidad hacia los monopolios de las grandes plataformas tecnológicas, “busca servir a sus propios intereses“.

Europa también vigila

En junio, la Comisión Europea abrió una investigación antimonopolio formal para evaluar si Facebook abusó de su poder en lo que respecta a los datos publicitarios recopilados de los anunciantes y su servicio de anuncios clasificados.

Facebook recopila grandes cantidades de datos sobre las actividades de los usuarios de su red social y más allá”, dijo en ese momento la vicepresidenta ejecutiva de la comisión, Margrethe Vestager. “Analizaremos en detalle si estos datos le dan a Facebook una ventaja competitiva indebida“.

Puede leer: ¿Podríamos vivir sin redes sociales?

La Autoridad de Competencia y Mercados de Gran Bretaña anunció al mismo tiempo una investigación sobre si Facebook tiene una ventaja injusta en los servicios de anuncios clasificados en línea y citas en línea, a través de la forma en que recopila y usa ciertos datos.

La directora de CMA, Andrea Coscelli, aseguró que “trabajaremos en estrecha colaboración con la Comisión Europea mientras cada uno de nosotros investiga estos problemas. También continuaremos nuestra coordinación con otras agencias para abordar estos problemas globales“.

1 Comentarios

Deja un comentario