Cascos Azules y misiones de paz de la ONU, al borde del abismo

Los desacuerdos entre las negociaciones en Naciones Unidas podrían terminar por sellar el final de las misiones de paz de esta organización. Materializada en los cascos azules, las fuerzas de paz de la ONU son cuerpos militares que buscan mantener la paz en áreas de conflictos, monitorear procesos pacíficos y brindar asistencia en la implementación de tratados de paz.

Puede leer: Qué ha hecho realmente Biden con el ‘legado’ de Trump

En total son 70.000 militares aportados por los países miembros, desplegados y supervisados por el Consejo de Seguridad de la ONU. La cifra asciende a 97.000, si se suman los civiles que hacen parte de las misiones. Los integrantes proceden de 120 países.

Sin embargo, el acuerdo en el presupuesto para este plan ha generado importantes crispaciones. Los países miembros deben pactar antes de este jueves la financiación de 6.500 millones de dólares. Si no, el despliegue de los cascos azules corre el riesgo de detenerse.

Desacuerdos con China

Los problemas para acordar la financiación son múltiples. Por una parte, están las cuestiones logísticas para repartir los recursos. Pero según el diario El País de España, se habla de una “multiplicación de demandas de última hora por parte de China y algunos países africanos”. Sin duda, la crisis para aprobar el dinero se suma a un nuevo capítulo de tensiones entre China y Occidente.

Los 193 países miembros de la ONU tienen que acordar la suma a más tardar el miércoles a medianoche. De ella dependen más de veinte operaciones de “interposición y mantenimiento” y su vigencia sería hasta el 30 de junio de 2022.

Catherine Pollard, jefa de estrategia de gestión de Naciones Unidas, afirmó que en la organización “seguimos manteniendo la esperanza y la confianza de que los Estados miembros concluyan esta negociación”. De todas maneras, está previsto un plan de contingencia en caso de un revés en las negociaciones.

Según Pollard, si no se logra un acuerdo antes del 1 de julio, los fondos que destine la organización a estas Misiones solo podrán ir destinados a salvaguardar activos y garantizar la protección de sus integrantes. Esa es la gran encrucijada que enfrenta el secretario general de la ONU, el portugués António Guterres. Además, las misiones han sido notificadas del posible cierre.

Biden espera solución

El fracaso de las negociaciones también supondría un gobierno para la estrategia de intervención internacional del presidente estadounidense, Joe Biden. Su gabinete ha reanudado activamente las relaciones con la Unión Europea y Oriente.

Puede leer: Vuelven las restricciones: variante Delta obliga a tomar medidas en todo el mundo

Para dinamizar su papel dominante son fundamentales estas misiones. Estados Unidos aporta el 28 por ciento de los fondos que sostienen estas funciones. Lo sigue China, con el 15,2 por ciento.

1 Comentarios