Juliana Castro Varón, el ‘Papel sensible’ del amor, la belleza y la vida

Juliana Castro Varón publicó este mes ‘Papel Sensible’, un libro sobre el amor, lo bello, el arte, la música, Dios y su mamá. En veinticinco relatos la autora teje una serie de encuentros con la belleza a lo largo de su vida.

Escuchar a Juliana Castro es sinónimo de aprendizaje. Se aprende sobre las palabras, el arte, el amor, la vida y sobre nosotras mismas. Leer a Juliana Castro en Papel sensible es desbloquear esos recuerdos y preguntas de niños, es recordar ese abrazo de las madres sábelo todo; es preguntarse por el amor.

“Este es un libro sobre encontrar y seguir señales. En su mejor momento, es una guía para nunca dejar de buscar el amor; un elenco de encuentros con la belleza. No todo sucedió, pero todo es cierto”, explica Juliana Castro en las primeras líneas de Papel sensible.

Puede leer: “Cuando los libros se entregan al mundo, los lectores son los reescritores”, Laura Ortiz Gómez

A modo de ensayo personal (y casi que teniendo una conversación cercana con el lector) el primer libro de Juliana Castro reúne veinticinco relatos que exploran momentos relevantes de su vida como su intento por confesarle a un sacerdote que le gustaban las niñas o sus pérdidas en el supermercado cuando era niña.

Pero las líneas de Juliana también parecen una enciclopedia de lo bello. Conocemos la historia de Las meninas de Velázquez, la epistemología de palabras como ‘Recordar’, las melodías de Carlos Vives o Patti Smith y la historia detrás de la obra Amantes perfectos de Félix González-Torres: un conjunto de referentes culturales que hacen la vida más bonita.

“Los pretextos para hablar de obras de arte, de momentos de la infancia eran una suerte de carta de amor a cosas, a gente, a obras, a personas de mi familia, a mis ex. Todo el amor está presente en el libro”, dijo a Diario Criterio Juliana Castro. La autora conversó con este medio sobre su infancia, sus deseos de juventud y lo que representó la publicación de este libro en su vida.

Juliana Castro - Papel sensible
Juliana Castro – Papel sensible.

Leer como tradición

Juliana Castro ha vivido en más de 20 casas en nueve ciudades y en cuatro países. Nació en Pereira, luego estuvo en Ibagué, un tiempo vivió en España y al volver a la capital de Tolima viajó a Armenia para que su mamá terminara su doctorado. Después de terminar el colegio en la ciudad cafetera, Juliana llegó a Bogotá a estudiar en la Universidad Nacional.

Estando en la universidad hizo un intercambio a Italia. En el 2016 se ganó la beca Fullbright para artistas y viajó a Austin, Texas a hacer su maestría. Desde ese año vive en Estados Unidos. Su experiencia como migrante ha estado llena de cambios y al no ser apegada a las cosas disfruta mudarse con frecuencia.

Puede leer: ‘Las niñas aprendemos en silencio’: fragmentos de una infancia 

“Yo he migrado siempre para educarme, ha sido una experiencia buena. Yo viví en Texas cuando Trump fue elegido y no fue tan chévere pero nunca he enfrentado ninguna discriminación, siempre ha sido una experiencia de aprender a querer otras culturas”, dice a autora.

Me gusta la idea de no saber dónde voy a estar en un tiempo así esté muy cansada de mudarme tanto

Juliana Castro Varón

Cuando era niña la lectura en las noches era una tradición. “A veces mi mamá nos leía a mí y a mi hermano (cinco años menor que yo) antes de dormir. En los cuartos no había televisor entonces leer era la forma en la que nos divertíamos de noche”. Siempre leyeron juntos, pero en una época el libro elegido fue El señor de los anillos y “a mí me empezó a parecer muy oscuro y miedoso y decidí que no iba a leer eso más”, dice Juliana entre risas.

Su abuelita fue docente toda la vida y a veces la llevaba a las clases del colegio. “Recuerdo que ella tenía un cuaderno que se llamaba ‘El cuaderno viajero’ y cada semana pasaba por las casas de los niños: cada uno podía intervenirlo. De hecho ella todavía guarda esos cuadernos. Toda su vida fue profesora de segundo de primaria y su tarea era buscar formas creativas para enseñarle a los niños a leer y eso incluía cosas que iban más allá de las letras y que tenían que ver con el juego”.

Juliana Castro - Papel sensible 2
Juliana Castro – Papel sensible.

Juliana Castro Varón: la diseñadora que escribe

“A mí siempre me gustó escribir pero estudié diseño porque quería hacer libros. Hacerlos físicamente, hacer libros con dibujos”. A Juliana le gusta decir que es una diseñadora que escribe y no una escritora que estudió Diseño.

Su ejercicio de escritura lo define como indisciplinado “he intentado muchas veces tener un diario, escribir algo de corrido, pero casi siempre las cosas que he escrito son cortas son ensayos con algún pretexto académico: la tesis o algo para una publicación”. Pero gracias a esas pequeñas líneas nació Papel sensible.

Puede leer: “Si mis libros no están ligados a mi corazón y a mi alma no los publico”, Gloria Cecilia Díaz

En Are.na (una página parecida a Pinterest) Juliana escribió un texto corto en inglés. La editora Salomé Cohen vio en esas líneas sensibilidad y encanto y luego de un café concretaron la idea del libro. “A mí me parece ambicioso y casi increíble que haya hecho todo un libro y que todas las historias se hablen entre sí porque las cosas que he escrito hasta ahora son corticas. No tengo una rutina de escritura pero sí tengo una rutina de organizar las cosas que me gustan. Tengo carpetas de obras de arte que me gustan, o de animales raros, guardo links de cosas que me interesan”.

Juliana Castro
Juliana Castro

Esa inquietud intelectual por conocer la raíz de las cosas hace parte la cotidianidad de Juliana. “Googlea” y despeja sus dudas sin especular. No en vano, el libro termina con una lista de referentes en orden de aparición: una bibliografía de relatos para seguir aprendiendo.

“Yo opero buscando información y uso ese recurso en el libro porque creo que esa era la única forma en que yo podía escribir algo, la única forma de componer a partir de pequeñas preguntas que tenía”.

Mi mamá lo sabía todo porque lo que no sabía todo porque lo que no sabía lo aprendía. Cuando jugábamos a corcharla, solo gritábamos que queríamos ser como ella, que queríamos saberlo todo, estar llenos de historias. No nos dábamos cuenta de que ese era su truco: mi mamá nos estaba enseñando a aprender.

Papel sensible, Juliana castro varón

Además de Diseñadora Gráfica (a veces escritora, a veces dibujante) colombiana, Juliana es Senior Designer en Access Now una organización global dedicada a defender los derechos humanos en la era digital. Para su tesis te maestría fundó la biblioteca y editorial feminista Cita Press, un lugar donde reúne pasiones como la literatura, el diseño, las mujeres e internet.

“Publicamos textos que están en el dominio público, que ya no tienen derechos de autor (cosas que fueron escritas en 1800 o hasta 1930) Por ejemplo, El cantar de los cantares de Santa Teresa que fue un texto prohibido por la iglesia. Publicamos libros de mujeres que han pasado desapercibidos”.

Actualmente, el portal tiene 12 libros para lectura gratuita en inglés y en español y más adelante van a publicar las conferencias que han dado las ganadoras del Premio Nobel de Literatura “pudimos tener los derechos de eso y vamos a publicarlos. El objetivo es hacer que la literatura escrita por mujeres sea más visible, más celebrada y gratuita”.

Juliana Castro - Papel sensible 3
Juliana Castro – Papel sensible.

A Juliana le gusta entregarse a las cosas “bellas”, desde las charlas con amigos, hasta los parques que se visten de verde o el brindis con la cerveza. “Yo no creo en sufrir por amor, no creo que ese sea el objetivo del amor, ni de la vida. Es parte de la vida, yo he sufrido por amor pero no es lo que más me interesa”, dice Juliana.

Las preguntas sobre el amor, Dios, el arte y la vida seguirán siendo infinitas. Por eso, así como lo expresa Juliana en su libro “la razón principal es que preguntarse sobre el amor es lo más genuino que puede hacer una persona”.

4 Comentarios

Deja un comentario

Diario Criterio