La Pacifican Power: el sabor musical de la costa más amplia de Colombia

La Pacifican Power es una de las agrupaciones invitadas al Festival Salsa al Parque 2022. Su música es el sentir vivo de una región que cada vez tiene más talentos y voces de libertad y paz.

Escuchar a La Pacifican Power es sentir las olas del mar golpeando en la arena. Es ver los colores y las sonrisas de un pueblo que lucha a diario y baila para sanar las heridas del olvido.

Se definen a sí mismos como un “laboratorio de creación colectiva que busca promover las distintas manifestaciones culturales de la región pacífica cuyo eje central es la música, en diálogo con narrativas como la tradición oral, las artes visuales y otras expresiones propias del territorio”.

Sus primeros encuentros fueron en las calles durante las fiestas posteriores al Petronio Álvarez, allí descubrieron que aunque es una misma región, el Pacífico tiene múltiples formas musicales. De las fiestas e improvisaciones nació la idea de formalizar estos encuentros en una agrupación llamada La Pacifican Power, que ahora prepara su segundo álbum y regresa a la capital al Festival Salsa al Parque.

Puede leer: Así se vivirá Salsa al Parque 2022 en Bogotá: música, charlas y baile

En el marco de este evento musical, Diario Criterio habló con Alexis Play, exintegrante de Chocquibtown y actualmente una de las voces de La Pacifican Power.

La Pacifican Power, el sabor de una región

Diario Criterio: En una entrevista usted compartió que “La Pacifican Power inició como una reunión espontánea para una fiesta”, ¿qué memorias tiene de ese primer encuentro colectivo con los músicos que ahora integran la banda? 

Alexis Play (A.P): La Pacifican nació en los jams, en esas improvisaciones que empezamos a hacer en las fiestas durante el Petronio y lo más bonito de estos encuentros era la hermandad. No siempre fue este combo que está consolidado hoy, sino que por ese jam pasó mucha gente.

Wilson Viveros, Jacobo Vélez, Daniel Gutiérrez, William de Herencia, Marlene Murillo y una cantidad de gente que estuvo haciendo parte en muchos de estos encuentros, hasta Tostao estuvo metiendo mano y eran momentos muy potentes.

La Pacifican Power
La Pacifican Power. Foto: cortesía.

Decidimos consolidarlo como proyecto cuando vimos que también era un combo que funcionaba bien y que tenía una voz y que además representaba toda la región. Nos aventuramos a hacer el primer disco y acá ya vamos produciendo el segundo y gozando este camino entre amigos.

Diario Criterio: Los integrantes de La Pacifican son nombres consolidados en la música y además de pertenecer a la banda también tienen sus proyectos personales y se mueven en otros espacios musicales. ¿Cómo mantienen la unión del grupo?

A.P.: La dinámica del jam se ha conservado hasta para producir la música, todo ha sido reuniéndonos y en el ensayo hacemos un ensamble y a grabar en bloque. Hemos tratado de conservar esa grabación en bloque para el sonido del jam. A veces es muy difícil coordinar porque como sabes somos un colectivo de proyectos individuales, a veces se cruzan las giras de Nidia con las mías, con las de Mulatho o Jeffrey, eso hace a veces un poco lento el proceso. Sin embargo, ha sido muy bello hacerlo así porque conserva un poder y una identidad.

Puede leer: “Lo que pasó en los noventa cambió para siempre el panorama de la música en Colombia”

Diario Criterio: La colectividad ha sido uno de los pilares de La Pacifican, ¿por qué es tan importante construir en colectivo para ustedes? 

A.P.: Es importante porque casualmente el poder de Pacifican es esa diversidad que tenemos de cada uno de los lugares de donde venimos. Normalmente en el país desde el interior se habla del Pacífico como un todo, o como un municipio o como una región muy pequeña, pero es la costa más larga y extensa del país, y eso tiene muchísimas diferencias.

Incluso desde el Chocó, desde Acandí hasta Sipí, las diferencias son muchas. Entonces todos esos aportes que hacemos como quibdoseños, guapireños, timbiquireños, bonaverenses, caleños y demás, hace que el color y el viaje de La Pacifican tenga un carácter particular.

Aparte de que no todos hacemos música tradicional. Unos hacemos unos sonidos más hip hop, otros más latinos o timberos como Mulatho, otros más tradicionales como Nidia, otros más experimentales como lo que hace el maestro Freddy Colorado, otros colores como los que pone Adrián, el baterista, la voz de Edilberto que también es tradicional y latina: todo eso hace que tengamos un color muy particular.

Diario Criterio: ¿Cuál cree que es ese sello único que tiene La Pacifican?

A.P.: El sello de nosotros sin duda es el folclor, el que tenemos desde Chocó hasta el Pacífico sur, ese es el sello que pone ese ingrediente adicional, diferencial y plus dentro de nosotros. La fuerza del folclor nos pone en otro mood, en otra energía.

La Pacifican Power - 2
La Pacifican Power. Foto: cortesía.

Diario Criterio: Hábleme de la inspiración para componer las letras de la banda? ¿De dónde surgen esas líneas de libertad, paz y sabor? 

A.P.: Lo que más nos inspira es la realidad de nosotros, de nuestra gente, de esta tierra cercana al mar, al Pacífico. Lo que vemos que pasa en nuestro país, dentro de Colombia. Pero también nuestras vivencias, no solo hacemos música de resistencia sino también de alegría, manifestación y de gozo.

Lo que vivimos todo el tiempo tratamos de plasmarlo en música y hacer que la gente se sienta dentro de ese festejo. Somos muy apegados a la realidad, por eso creo que conseguimos con mucha facilidad que las personas se junten al sentir de nosotros, porque lo hacemos desde lo palpable.

Puede leer: Así es el cartel por días del Festival Cordillera

Diario Criterio: Además de las letras, ustedes desde sus inicios vienen hablando de temas políticos apelando a los nadies, y representando a esa raza y comunidad olvidada muchas veces por el Estado. ¿Cuál cree que es su causa política dentro de la música? 

A.P:: Nosotros políticamente estamos a favor de la equidad y de la paz, estamos en pro de ello, de la justicia, de que se respeten los derechos humanos, la libertad en la defensa de ellos. Que se respete el medioambiente, porque venimos de unas regiones muy afectadas por esto, pero que son muy ricas en toda su biodiversidad. Políticamente nos mueve quien esté a favor de la vida y de la libertad.

Diario Criterio: Además de estar en grandes festivales del país como el Petronio, el Festival Centro y recientemente el Estéreo Picnic, ahora llegan a Salsa al Parque, ¿qué representa esto para la banda? 

A.P.: Es muy importante estar en este evento, porque la salsa claramente es uno de los pilares que permea nuestro sonido. Vivimos en la ciudad más salsera de Colombia y de América Latina, en la capital de la salsa en el mundo, y estar en Salsa al Parque para nosotros es un honor y un orgullo.

Además de llevar nuestro sonido que tiene mucho de eso, llevarlo a este festival y juntarnos con otras grandes bandas en el mismo escenario.

La Pacifican Power - Nidia Góngora
La Pacifican Power. Foto: cortesía.

Diario Criterio: Nidia Góngora es actualmente una de las voces colombianas que más rescata esa cultura del Pacífico, ¿Quién es ella para ustedes? ¿Qué representa que una persona como ella sea vocalista de La Pacifican? 

A.P.: Nidia es nuestra hermana, la luz de nuestra agrupación, es una mujer muy sabia y con su alegría y toda la tradición que trae destaca y siempre nos pone esa luz en frente. Nosotros estamos muy felices de que ella pueda estar con nosotros representando toda esta tradición oral y esos saberes ancestrales del sur. Su presencia es muy importante.

Diario Criterio: Cuál cree que son esas diferencias de La Pacifican Power de 2012 a la que está a punto de lanzar su primer sencillo del nuevo disco? 

A.P.: La diferencia es quizá la madurez del proyecto. Tenemos el mismo ideal de hacer música para proponer, no somos una música de tendencia, pero tenemos unos ideales clarísimos, nuestro sonido se ha engrosado un poco más, hemos ido elaborando cada vez mejor todo, tenemos ya un carácter tremendo y conservamos el mismo swing, ese sigue intacto.

3 Comentarios

Deja un comentario

Diario Criterio