Estos eran los casos más importantes que llevaba Marcelo Pecci, fiscal asesinado en Barú

Marcelo Pecci estaba pasando su luna de miel en Barú. El fiscal había investigado casos de crimen organizado, financiamiento del terrorismo y lavado de dinero. Se presume que el asesinato fue ordenado desde Paraguay.

Mientras pasaba su luna de miel en una playa privada en Barú, en el Hotel Decameron, hombres armados le dispararon este martes a Marcelo Pecci, fiscal de Paraguay contra el crimen organizado. Su esposa, Claudia Aguilera, salió ilesa del atentado.

El cobarde asesinato del fiscal Marcelo Pecci en Colombia enluta a toda la Nación paraguaya. Condenamos en los términos más enérgicos este trágico hecho y redoblamos nuestro compromiso de lucha contra el crimen organizado. Nuestras sinceras condolencias a sus familiares”, escribió al respecto el presidente de Paraguay, Mario Abdo Benítez.

El general Jorge Luis Vargas Valencia, director de la Policía Nacional, anunció que oficiales de la Dijín se harán cargo del caso y se pondrán en contacto con autoridades paraguayas y estadounidenses para investigar el crimen.

Las autoridades colombianas ya están en contacto con Sophia López Garelli, embajadora de Paraguay en Colombia, para atender la situación.

¿Quién era Marcelo Pecci?

Marcelo Pecci era uno de los fiscales más destacados del Ministerio Público de Paraguay, al punto de que muchos habitantes de ese país lo calificaban como el mejor.

Pecci se casó el pasado 30 de abril con la periodista de Unicanal Claudia Aguilera. Ambos estaban en Cartagena celebrando su luna de miel. Horas antes del crimen, la pareja informó que estaba esperando un hijo.

Marcelo Pecci, de 45 años, empezó a trabajar en el Ministerio Público hace 22 años, en 2000, y en 2008 ascendió al cargo de fiscal. Como agente especializado contra el crimen organizado, Pecci lideró el proceso por lavado de dinero contra el clan Sánchez Garcete, cuyo líder era Carlos Rubén Sánchez, alias Chicharõ, detenido en 2015. “Chicharõ se había desempeñado como diputado suplente del Congreso de Amambay (departamento de Paraguay), a pesar de una condena anterior por tráfico de drogas y de tener una orden de arresto en Brasil por lavado de dinero“, explicó Insight Crime.

Lea en Diario Criterio: Esta era la agenda de campaña de Gustavo Petro en el Eje Cafetero y que se canceló por amenaza de atentado

El fiscal también estaba investigando el caso de Mauricio Schwartzman, empresario de 52 años, asesinado en septiembre del año pasado en Asunción, y participó en la mayor operación antidrogas de Paraguay: A Ultranza Py, que empezó a desarrollarse desde el pasado 22 de febrero y con la que se descubrieron los alcances de una red de tráfico de cocaína hacia Europa.

Operación Ultranza
Imagen: Insight Crime

Gracias a A Ultranza PY se han conocido sobre los nexos del narcotráfico con políticos de ese país, de acuerdo con Insight Crime.

También se supo que Schwartzman, presuntamente, tenía vínculos con el crimen organizado. Al parecer, el empresario le impartía instrucciones a Luis Sebriano, detenido en la operación A Ultranza, para enviar cocaína a Europa y coordinaba operaciones internacionales.

El fiscal Mauricio Pecci también estaba a cargo de la investigación por un atentado en la ciudad de Pedro Juan Caballero, ocurrido en octubre del año pasado, en el que fue asesinada Haylee Carolina Acevedo, hija del gobernador de Amambay, junto con otras tres personas. Entre las víctimas estaba Osman Vicente Álvarez Grance, de 32 años, señalado de tener vínculos con el narcotráfico. En el crimen se usaron armas largas, y Pedro Juan Caballero, localidad fronteriza con Brasil, vive una preocupante situación de sicariato.

Pecci, así mismo, tenía en su poder los casos de Celsa Chávez, asesinada en agosto de 2020 después de denunciar a las mafias del combustible en el departamento de Ñeembucú, y de la desaparición de armas de la Dirección de Material Bélico de Paraguay, en octubre de 2021.

Le puede interesar: Políticos aliados con el narco: la hipótesis de ‘The New York Times’ sobre el asesinato del presidente de Haití

Otra investigación que tuvo en sus manos el fiscal Marcelo Pecci fue la que llevó a la captura del futbolista Ronaldinho, en marzo de 2020, por presentar documentos falsificados.

3 Comentarios

Deja un comentario

Diario Criterio