¿Permitir el terror para vender seguridad? La pregunta que se hacen tras ola de violencia en Colombia

Las masacres ocurridas en Arauca y Casanare, el reciente atentado contra el Esmad en Cali, sumado a otros actos terroristas en varias zonas del país, hacen temer que algo pasa en materia de seguridad y encendió las suspicacias en redes sociales por cuenta de un año electoral

Transcurrida apenas una semana del año nuevo, en Colombia han sido asesinadas 26 personas y heridas otras 13 en dos masacres y un acto terrorista.

Solo en Arauca, el 2 de enero fueron asesinadas 23 personas en medio de una guerra territorial a muerte entre disidencias de las Farc y ELN.

Violencia en Arauca
Violencia en Arauca

Cuatro días después, osea el 6 de enero, hombres armados irrumpieron en una vivienda del municipio de Maní (Casanare) y masacraron a tres personas, entre ellas un menor de edad.

Las autoridades y ONG´s señalan que en esa zona se presenta otra puja territorial entre disidencias del Frente 28 de las Farc, ELN y las Autodefensas Gaitanistas de Colombia.

Puede leer: La inseguridad en Colombia, más que percepción, es una realidad. ¿Qué está pasando?

Semejantes cifras de inseguridad serían un escándalo en cualquier parte del mundo, pero tristemente en el país esos hechos de sangre se han vuelto paisaje.

Más absurdo es que esas señales de violencia sucedan justamente en un país que hace apenas cinco años firmó un acuerdo de paz con la guerrilla más antigua del continente.

Pese a que en los albores de ese acuerdo los colombianos disfrutaron de la reducción de los indicadores de inseguridad, esas cifras se vienen marchitando con masacres, desplazamientos y ajusticiamiento de líderes sociales.

Solo por citar un ejemplo, según la ONU, Colombia cerró 2021 con el saldo parcial de 70.000 desplazados por la violencia que se vive en diferentes regiones del país.

Para empeorar ese panorama, el candidato al senado por la Alianza Verde, Miguel Samper Strouss, denunció que el gobierno del presidente Duque dejó de invertir 160.000 millones de pesos destinados para implementar los proyectos pactados en el acuerdo de paz.

El factor electoral y la seguridad

Como era de esperarse y ante la escalada de violencia, las redes sociales han sido implacables y suspicaces con lo sucedido, a tal extremo de comparar la realidad actual con años pasados cuando agentes del Estado eran salpicados con algunas acciones terroristas como estrategia para infundir temor o desviar la atención frente a una coyuntura.

Si bien ese oscuro pasado no es descabellado, lo cierto es que en la actualidad la mayoría de las acciones violentas tienen como autores al ELN o disidencias de las Farc.

Lo que parece desgastado es la respuesta institucional que desde el gobierno se asume frente a esos hechos de violencia y terror. Y más si se recuerda que en menos de seis meses el país asumirá una contienda electoral en la que se elegirán congresistas y presidente de la República.

Para los colombianos se volvió paisaje los discursos retóricos que ofrecen las autoridades, el anuncio de recompensas e interminables consejos de seguridad y la llegada masiva de la fuerza pública a las zonas ya afectadas. Todo parece calcado.

Si bien nadie discute que el nuevo enemigo y objetivo de la fuerza pública son las disidencias de las Farc, ELN y Clan del Golfo, llama la atención la facilidad criminal con la que vienen actuando en los últimos meses.

Esa situación plantea dos escenarios igualmente lamentables: la inteligencia de la fuerza pública es deficiente o los criminales son más ingeniosos para causar daño y ser letales.

ELN y seguridad en Cali

Así quedó tras el atentado, el vehículo que transportaba a los 15 policías del Esmad en Cali.

Tanto en las acciones terroristas a las instalaciones militares en Cúcuta o los alrededores del aeropuerto, ocurridas a finales del año pasado, las autoridades revelaron la mano criminal de la guerrilla del ELN.

Y en el reciente atentado contra el Escuadrón Móvil Antidisturbios, Esmad, ocurrido en la noche de este viernes 7 de enero en Cali y que dejó 13 uniformados heridos, esa guerrilla también se atribuyó la autoría.

De hecho, fue el propio presidente Iván Duque quien a través de su cuenta de Twitter confirmó la noticia que muchos ya sospechaban.

Esa tesis ya la había anticipado horas antes Carlos Soler, secretario de Seguridad en la capital del Valle, al explicar que la manera como se activó el explosivo y la inteligencia usada en la acción terrorista, apuntaba a que la misma podría ser autoría del ELN.

Los policías heridos

A medida que transcurrían las horas, el anuncio de recompensas y el envío de investigadores a Cali, se supo que, de los 13 uniformados heridos, dos de ellos se encuentran en Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) de clínicas en Cali.

El propio general Jorge Luis Vargas, director de la policía, dio los detalles y las identidades de los miembros del Esmad que reciben atención médica por lesiones menores o graves.

CLÍNICA COLOMBIA

1- Intendente OCHOA RODRIGUEZ OSCAR (ATURDIDO POR LA ONDA EXPLOSIVA Y AFECTACIÓN EN OÍDO, CONTUSIÓN EN PIE IZQUIERDO)

2. Patrullero ZAPATA LOPEZ FELIPE (PRESENTA MÚLTIPLES ESQUIRLAS EN AMBAS PIERNAS)

3. Patrullero OSORIO ZULUAGA CARLOS JULIÁN (HERIDA IRREGULAR EN EL CRÁNEO, ESQUIRLA A LA ALURA DEL CUELLO)

4. Patrullero FLÓREZ ÁLVAREZ OSCAR IVÁN (ATURDIDO POR LA ONDA EXPLOSIVA)

CLÍNICA VALLE DE LILI

5. Subintendente ZAPATA MUÑOZ OMAR ANDRÉS (POLITRAUMATISMO POR ESQUIRLAS, TRAUMA EN TEJIDO BLANDO PIERNA DERECHA)

6. Patrullero PAYARES BARRIOS FABIO ANDRÉS (POLITRAUMATISMO POR ESQUIRLAS, TRAUMA EN TEJIDO BLANDO, CARA Y MIEMBRO SUPERIOR DERECHO)

7. Patrullero FRANCO DAZA JOHAN DAVID (POLITRAUMATISMO POR ESQUIRLAS)

8. Patrullero CASTAÑEDA PUENTES MAURICIO JAVIER (ESQUIRLAS EN EL CUELLO Y CABEZA, TRAUMA EN OJO IZQUIERDO Y FRACTURA EXPUESTA EN AMBAS MANOS)

9. Patrullero RONDÓN TAMAYO FABIO STEVEN (LESIONES EN MANO IZQUIERDA, MÚLTIPLES ESQUIRLAS EN GLUTEOS Y MUSLOS)

10. Patrullero CIFUENTES CANO JHOAN ANDREY (HERDIA EN LA CABEZA LEVE Y TRAUMA EN TOBILLO Y PIE)

11. Patrullero RAMOS ACEVEDO LUIS ALBERTO (MÚLTIPLES LESIONES EN MIEMBROS)

CLÍNICA REGIONAL DE OCCIDENTE

12. Patrullero NARANJO FLÓREZ ALEJANDRO (ATURDIDO POR LA ONDA EXPLOSIVA)

13. Patrullero LOAIZA GÓMEZ JEFFERSON ALBERTO (ESQUIRLAS BRAZO IZQUIERDO, ATURDIDO POR LA ONDA EXPLOSIVA)

Le puede interesar: La ‘cascarita’ de la circular del Ministerio de Transporte que permite no portar en físico las licencias de conducción y tránsito

1 Comentarios

Deja un comentario

Diario Criterio