Bienvenida la carrera de derecho de la Universidad del Valle

El pasado fin de semana fueron los grados en la Universidad del Valle y por primera vez estuvo presente la Facultad de Derecho y Ciencias Políticas, en cabeza de la profesora Raquel Ceballos Molano, quien fue su abanderada desde 1993 y, tras más de 30 años de su ejercicio docente, ha sido nombrada decana de este proyecto tan importante para la región del suroccidente colombiano, que tuvo sus inicios con el Instituto de Altos Estudios Jurídicos y Relaciones Internacionales, con el profesor Jorge Enrique Arias.

Ambos se encontraban vinculados al ADA jurídica de la Facultad de Ciencias de la Administración y, a lo largo de los años, no sólo ocuparon cargos administrativos sino que aportaron a la investigación, lo cual permite dotar hoy a la nueva facultad de grupos investigativos, inclusive categoría A ante el Ministerio de Ciencias, Tecnología e Innovación, como es el grupo GIDSE (líneas Derecho, Sociedad, Estado y Políticas Públicas), un paso adelante frente a otras carreras y facultades establecidas previamente que carecen de ello en la región.

Lea más de Mildred Arias: Ética, transparencia y democracia

Sin embargo, tendremos que esperar a enero de 2027 para ver la primera cohorte de egresados de la carrera de derecho. Hay quienes se sorprenden gratamente con la creación de esta carrera, pues era inexplicable que la Universidad del Valle, una de las mejores a nivel nacional e internacional, según varios rankings, no tuviera este programa que ha sido protagonista en otras públicas del país como la Nacional, Antioquia, Caldas y Cauca, entre otras.

Decana de la facultad de derecho de la Universidad del Valle
Decana de la Facultad de Derecho de la Universidad del Valle

Por eso, la invitación hoy es a unirnos desde todos los sectores para impulsarla, pues nace en un punto estratégico del país que puede potenciarnos, al estar equidistantes al primer puerto del Pacifico, un aeropuerto internacional y tres del orden nacional, lo cual hace viable la construcción de una verdadera visión de ciudad-región: el futuro del país son las regiones y con ellas los y las jóvenes que son su materia prima.

En un país tan urgido y necesitado de educación que pide a gritos capacitación, es meritorio que se geste desde la Universidad del Valle y desde la región un perfil de egresado en defensa de lo público, que hoy más que nunca responda al nuevo país que está naciendo gracias a la democracia.

La carrera de derecho se concibió desde sus inicios, como consta en el documento estructurado hace 25 años, como un programa que formaría abogados con énfasis en derecho público y administrativo, lo cual es totalmente acertado y, por ello, contó con el respaldo del Consejo Directivo de la Univalle, impulsado por el consejero presidencial, Marino Ospina.

Esta carrera cumplirá no solo con una educación pertinente y de calidad sino con la razón de ser del servicio público, que es el bienestar de los ciudadanos, la cual apalancará liderazgos y, por supuesto, funcionarios públicos garantes de la institucionalidad local, departamental y nacional que cumplan y den garantías de ética y transparencia de su rol en este ámbito, cada vez más necesario y exigente no solo por regulaciones de orden internacional sino por los problemas sociales que nos aquejan y debemos solucionar.

Finalmente, entendemos que el abrir la opción de estudiar derecho en la Universidad del Valle no solo será la posibilidad para una población que carece de los recursos para hacerlo en las privadas, sino que va más allá, dándoles a los actuales profesionales de la región en esta ciencia o de otras disciplinas una oferta que permita continuar sus estudios de posgrado, quienes generalmente recurren a buscar formación fuera de Cali.

Tiene entonces la decana una responsabilidad inmensa de materializar este sueño colectivo, no solo en mallas curriculares, sino en la construcción de una planta física, la convocatoria de docentes idóneos y un abanico de diplomados, especializaciones, maestrías e incluso doctorados que suplan necesidades en materias tan variadas que pueden ir desde el derecho marítimo y negociación de navieras, contratación estatal, hasta la protección de datos y nuevas tecnologías como lo manifestaron varios de los asistentes a la creación de esta facultad.

Por eso, hoy y siempre, larga vida a la universidad pública: ¡Univalle, la mejor para los mejores!

Lea más, en Opinión: Los pesos y contrapesos en democracia

3 Comentarios

  1. Excelente ! ! ! ! Un muy reconocido y destacado esfuerzo a la Doctora Raquel Ceballos Molano, y a su equipo asesor, que bajo su visión, liderazgo y sacrificios ofrecen y hacen realidad, no solo a la comunidad vallecaucana si no a todo el sur-occidente colombiano, una Facultad de Derecho de condiciones inigualables. Felicitaciones a la Doctora Raquel y a la Universidad del Valle.

Deja un comentario

Diario Criterio