El homenaje de la artista Doris Salcedo a las personas asesinadas en medio del paro

‘Vidas robadas’ estará disponible hasta el 27 de junio en Fragmentos, el espacio de arte creado con las armas fundidas de las antiguas Farc.

A Doris Salcedo siempre la ha conmovido el conflicto armado y la violencia. Desde sus primeras obras, sobre los desaparecidos o las personas que murieron en el Holocausto del Palacio de Justicia, el tema siempre ha rondado sus instalaciones artísticas, conocidas en todo el mundo. 

Por eso, no es inmune a lo que está pasando actualmente en el país en medio del estallido social. De hecho, las muertes de las últimas semanas la han marcado profundamente.

Puede leer: “La situación actual es para manejarla con guantes y el Gobierno no lo hace”: Beatriz González

Su más reciente instalación artística, Vidas robadas, curada por ella y por María Belén Sáez de Ibarra, directora de Patrimonio Cultural de la Universidad Nacional, lo demuestra. 

El detonante, además de lo que aparece todos los días en la televisión, fue un artículo de Cuestión Pública -el reconocido medio de periodismo independiente- que listaba a las personas que habían perdido la vida en medio de las protestas

Salcedo contactó a Diana Salinas, la directora y creadora del medio, y le pidió que llevaran esa investigación a un gran homenaje, a un homenaje público.  

Una constancia del horror

Vidas robadas es una exposición que reúne las fotos y las historias de vida de los civiles y policías que han muerto en las manifestaciones de noviembre de 2019, septiembre de 2020 y mayo de 2021 en Colombia.

Según Salcedo, pretende “dejar constancia de la huella trágica e imborrable, que la muerte violenta y arbitraria de nuestros jóvenes deja sobre la conciencia nacional”. 

Vidas robadas homenaje de Doris Salcedo

Está abierta al público de forma gratuita (aunque con inscripción previa) en Fragmentos, Espacio de Arte y Memoria, el famoso contramonumento construido por Salcedo, cuyo piso está hecho con el metal que resultó de la fundición de las armas de las antiguas Farc. Un metal en el que trabajaron víctimas del conflicto y de la guerrilla. 

“Lamentablemente la violencia política define el ethos de nuestra sociedad, ya que en Colombia se ha borrado la diferencia entre combatientes y población civil”, dice Salcedo.

También agrega que “Las víctimas que han muerto durante estas protestas tienen rostros que debemos reconocer y nombres que debemos nombrar como una manera de hacer el duelo por su irreparable ausencia”. 

“La violencia política define el ethos de nuestra sociedad, ya que en Colombia se ha borrado la diferencia entre combatientes y población civil”.

De hecho, según la investigación de Cuestión Pública, entre el 28 de abril (inicio de las actuales protestas) y el pasado 20 de mayo habían muerto 42 personas (41 civiles y 1 policía)

Y según la ONG Temblores han habido 1388 detenciones arbitrarias, 22 víctimas de violencia sexual y 46, de agresión directa en los ojos. A eso se suma el reporte de 129 desaparecidos que tiene la propia Fiscalía.

Una acción de duelo 

“Este es un lamento desesperado por la pérdida innecesaria de vidas, que nos obliga a reflexionar, a repensarnos como sociedad y a ponernos a la altura del momento para que nuestra salvación sea alcanzable”, explica Saez de Ibarra. 

Por eso, la muestra es austera y solemne: en palabras de la artista pretende mostrar la desolación que pasan los familiares de esas personas y el resplandor que cada uno de esos rostros y nombres asesinados tienen para ellos.  

Vidas robadas homenaje de Doris Salcedo

La instalación estará disponible hasta el 27 de junio. Y para inaugurarla, este martes habrá una acción de duelo: 35 músicos del Conjunto de Estudiantes del Conservatorio de Música de la Universidad Nacional, junto a la mezzosoprano Valeria Bibliowicz y la soprano María Paula Gómez, interpretarán el Requiem IV Lacrimosa del hungaro György Ligeti, victima de la persecución nazi. 

También será leído el poema El Siglo, del polaco Ósip Mandelshtam, quien murió en 1938 luego de ser perseguido por el régimen soviético de Josef Stalin. 

Le puede interesar: ‘El pintor de Auschwitz’, la historia de una familia judía que llegó a Colombia antes del Holocausto

Este concierto en homenaje a los asesinados, dirigido por Guerassim Voronkov, será transmitido en las cuentas de Facebook de Fragmentos, Cuestión Pública y la Dirección de Patrimonio Cultural de la Universidad Nacional. A partir de ese momento, la muestra quedará abierta al público. 

Puede ver la acción de duelo aquí:

Lugar: Fragmentos, Espacio de Arte y Memoria
Fecha: del 1 al 27 de junio.
Horario: De martes a domingo entre las 9:00 a.m. y las 5:00 p.m. 
Costo: Gratis, pero se debe inscribir previamente en este link

4 Comentarios

Deja un comentario

Diario Criterio